El país reclama estabilidad

La imposición como forma de gobernar, sumada a la desconfianza ciudadana en cuanto a la actuación que se espera de las instituciones democráticas han hecho crisis y han cobrado su precio en el tan lamentable, como previsible y evitable conflicto en el que resultaron inmersos todos los habitantes del país, como resultado de la extensión de esta situación en la geografía nacional.

La tranquilidad ciudadana se vio inaceptablemente afectada por reacciones violentas, enfrentamientos entre ciudadanos y la irreparable pérdida de vidas.

La vía de la imposición es incomprensible en una sociedad democrática por lo que la misma no puede repetirse.  En democracia, no puede desatenderse el clamor de las mayorías y debe tomarse en cuenta a sus principales representantes.

Nuevamente, solo luego del rechazo generalizado al mal manejo de una crisis, innecesariamente provocada,  que pudo haber tenido peores consecuencias para el país, las autoridades comprendieron, a la fuerza, la necesidad de derogar la Ley No. 72 de 2012; lastimosamente habiendo pagado el país una cuota innecesaria.

Reiteramos el llamado a la cordura, la tolerancia y el respeto que siempre deben imperar, para que retomemos, como nación, el camino de la paz social y aseguremos un clima de estabilidad; factores indispensables para el desarrollo que Panamá se merece.

Etiquetas: , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: